1. Forma musical: la estructura de una canción

Llamamos forma musical a la estructura o esquema interno de una pieza musical. En esta unidad vamos a hablar de la estructura de una canción, que como sabemos es una composición vocal, una pieza para ser cantada (recordad que a la música instrumental que no tiene letra ni voz la llamamos “obra” o “pieza”, nunca “canción”).

Seguro que conocéis dos partes fundamentales de la estructura de una canción: la estrofa y el estribillo. Pero además de éstas, podemos encontrarnos algunas más, que pasamos a describir a continuación.

INTRODUCCIÓN (INTRODUCTION)
Es el inicio de la canción, generalmente instrumental, y sirve para anticipar lo que se va a escuchar, generar un ambiente y presentar la armonía. Es común que vuelva a repetirse en algún momento de la canción, pero en ese caso lo llamamos INTERLUDIO (ya que aunque musicalmente sea lo mismo, ya no cumple la función de introducir sino de enlazar).

ESTROFA (VERSE)
La estrofa suele estar compuesta de varios versos y aparece unas dos o tres veces a lo largo de la canción. Cada vez que aparece, la melodía y la armonía son prácticamente las mismas, pero lo que cambia es el texto.

ESTRIBILLO (CHORUS)
Es la parte más importante de la canción y la que siempre recordamos por su carácter “pegadizo”. Siempre utiliza el mismo texto y suele aparecer después de la estrofa, aunque a veces podemos encontrárnoslo como inicio de la canción. Algo bastante habitual es que el estribillo se repita varias veces seguidas al finalizar la canción, y en muchos casos subiendo de la tonalidad para añadir más intensidad.

PRE-ESTRIBILLO (PRE-CHORUS)
En algunas ocasiones nos encontramos esta sección entre la estrofa y el estribillo, a la que llamamos “pre-estribillo”. Cuando la escuchamos puede dar la sensación de que ya estamos en el estribillo, pues suele utilizar la misma letra y ser algo pegadizo, pero su función real es preparar el estribillo, haciéndose más intenso en volumen y ritmo, para generar la expectativa de que va a llegar el estribillo.

PUENTE (BRIDGE)
Es una sección de enlace (de ahí su nombre) entre el primer bloque (introducción y desarrollo) y el segundo bloque (desarrollo final) de la canción. Suele utilizarse para no caer en la excesiva repetición de Estribillo/Estrofa y que la canción resulte monótona. Se suele percibir muy bien porque genera un contraste con lo ya escuchado hasta ahora. Puede ser instrumental o vocal, y cuando es vocal lo habitual es que también sea una nueva letra.

SOLO INSTRUMENTAL (INSTRUMENTAL SOLO)
Un recurso bastante habitual es dejar alguna sección para solos instrumentales, generalmente de guitarra, pero también pueden ser de piano o incluso de batería. Suele aparecer hacia el final de la canción.

CIERRE O FINAL (OUTRO)
Es la última sección de la canción. En muchos casos es igual o muy parecida a la introducción, con el fin de dar unidad a la canción recordando lo primero que hemos escuchado, pero hay muchos tipos de cierre: un “fade out” (cuando la música se va “apagando”, como si fuéramos bajando el volumen poco a poco), un quiebre brusco, un “tarareo” del cantante, etc.

Aquí tenéis un vídeo muy original en el que a través de una canción se nos explica en qué consiste cada parte:

 

ACTIVIDAD: “AVERIGUA LA FORMA MUSICAL”